Publicado en 1º Bachiller, Anatomía Aplicada, Artículos científicos, Biologia y Geología, Ciencia, Diferenciación celular, Niveles de organización, Recursos

Cuáles son las células de nuestro cuerpo que viven durante más tiempo

Hay 37.200 millones de células en tu cuerpo… aproximadamente, por supuesto.

Esa fue la cifra a la que llegaron los científicos en 2013 tras un gran esfuerzo, pues calcular el número promedio de células en el cuerpo humano es complicado, pues depende de en qué te bases para hacer el conteo.

Basándose en el volumen, la estimación es 15.000 millones de células; basándose en el peso, serían 70 billones.

Así que tuvieron que analizar el número de células por tipos y por órganos, revisando la literatura disponible para obtener una lista detallada de volúmenes y densidades en todo, desde el intestino hasta las rodillas.

Así llegaron a esa enorme cifra de 37.200 millones, sin incluir los millones de microbios que viven en nuestros cuerpos.

No siempre las mismas

En promedio, las células de tu cuerpo son reemplazadas cada entre 7 y 10 años.

Pero no todas tienen los mismos ritmos vitales: algunas viven unas pocas horas mientras que otras, varias décadas.

Las células de neutrófilos (un tipo de glóbulo blanco) pueden durar solo dos días, mientras que las células en el medio de tus lentes serán las mismas toda tu vida.

E incluso es posible que tus células cerebrales tengan vidas potencialmente más largas que la tuya.

En 2013, un equipo de investigadores trasplantó neuronas de ratones viejos al cerebro de ratas de vida más larga y descubrieron luego que las células seguían sanas, después dos vidas completas de ratón.

Entonces, ¿cuánto tiempo viven?

Hasta donde sabemos…

Las células cerebrales: ¿más de 200 años?

Células de lentes oculares: toda tu vida

Óvulos: 50 años

Células del músculo cardíaco: 40 años

Células intestinales (excluyendo el revestimiento): 15,9 años

Células del músculo esquelético: 15,1 años

Células grasas: 8 años

Células madre hematopoyéticas: 5 años

Células hepáticas: 10-16 meses

Células de páncreas: 1 año

Y, ¿a dónde se van al morir?

Las células en la superficie de nuestro cuerpo o en el revestimiento de nuestro intestino se desprenden y se desechan.

Las que están dentro de nuestros cuerpos son capturadas por los fagocitos, glóbulos blancos que ingieren otras células.

La energía de las células muertas se recicla en parte para formar otros glóbulos blancos.

Si cambiamos de células, ¿por qué envejecemos?

Aunque la mayoría de las células se regeneran, los procesos implicados progresivamente se vuelven poco fiables con el tiempo.

En particular, el ADN que lleva las instrucciones para los procesos celulares se daña, lo que eventualmente impide más división celular.

El resultado es el creciente nivel de decrepitud que llamamos envejecimiento.

Leer en BBC

Anuncios
Publicado en 1º Bachiller, Artículos científicos, Diferenciación celular, Recursos

Las decisiones celulares más importantes.

Desde el momento de la fecundación, el desarrollo del cuerpo humano implica una serie de opciones donde las células generadas deben elegir en cuál de los innumerables tipos de células se convertirán. ¿Cómo ocurre esta decisión?

Un nueva investigación, realizada por investigadores de la École Pratique de Hautes Etudes, Genethon y ENSLyon sugiere que la decisión de qué destino tomar no es un evento programado único, sino que es el resultado de un proceso muy dinámico.
El estudio parte de la visión de que la diferenciación celular sigue instrucciones paso a paso. La mayoría de las células son células sanguíneas, las cuales son muy variadas. Esta variedad es necesaria para cumplir con las diversas funciones que desempeña la sangre (Transporte de oxígeno, defensa inmunitaria o transporte de nutrientes). Todos estos tipos celulares muy diferentes tienen un origen común, pero distintos caminos.

Los antepasados de la sangre se denominan células madre hematopoyéticas. Estas están definidas como una categoría específica de células multipotentes (Células que pueden diferenciarse en cualquier tipo de células sanguíneas).

Los autores de la investigación grabaron durante un intervalo de tiempo análisis moleculares de una sola célula para estudiar su proceso de desarrollo paso a paso, y encontraron que la decisión de destino no es un evento programado único sino el resultado de un proceso muy dinámico.

Todo el proceso recuerda el aprendizaje por ensayo y error en el que cada célula explora diferentes posibilidades moleculares (Diferentes genes activados o desactivados) antes de alcanzar una combinación estable de genes activos y la morfología correspondiente. Los autores observaron que algunas células parecen “dudar” y cambiar la morfología muchas veces antes de alcanzar un estado estable.

Leer en Lacienciadeltodonoticias

Publicado en 1º Bachiller, Anatomía Aplicada, Biologia y Geología, Diferenciación celular, Niveles de organización

Tejidos animales y vegetales

Ejercicios interactivos:

 Interpretación de tejidos animales

Tejido 1
Tejido 2
Tejido 3
Tejido 4
 
 Tejido 5
Tejido 6
Tejido 7
Tejido 8
Tejido 9